Recogepelotas puso su granito de arena para que Bucaramanga ganara al Cali

El adolescente le dijo al arquero Jorge Bava a dónde patearía el penalti que tenía el club azucarero.

El joven Jhoan Calderón fue un emisario del portero suplente James Aguirre que desde en el banco le pidió al muchacho que fuera a avisarle al guardameta el lugar a donde cobra habitualmente Harold Preciado, el jugador caleño que haría el disparo de pena máxima.

“Manda a decir Aguirre que siempre tira al palo izquierdo. Satisfactoriamente la tiró allá y la tapó”, le contó el joven al periodista Jorge Bermúdez, quien publicó en sus redes sociales un video donde se narra la situación.

Después de que el cobro fue errado gracias al diligente aviso de Jhoan, al joven lo felicitaron y abrazaron los jugadores del Bucaramanga como si se tratara de un gol propio.

Deja un comentario